Estamos en proceso de actualización de nuestros contenidos

domingo, 15 de febrero de 2009

El curioso caso de Benjamin Button

La historia central es la del Benjamin Button, un hombre que nace en la Luisiana cercana a los años de la Primera Guerra Mundial, con un aspecto que espanta a su padre hasta el punto de abandonarlo. En efecto, se diría que Benjamin ha nacido anciano. Y, justamente, es acogido en una residencia de ancianos. A medida que crece, criado por una mujer negra, sus graves enfermedades y los achaques propios de la vejez van desapareciendo. Pronto es evidente que el proceso de madurez de Benjamin corre en dirección contraria a la del resto de los mortales: con el paso de los años rejuvenece. Esta narración, inspirada en el original de Fitzgerald, la enmarcan los guionistas Eric Roth y Robin Swicord dentro de otra historia contemporánea, la de una anciana ingresada en un hospital, también de Luisiana, acompañada por su hija, en un momento en que se acerca el huracán Katrina. A instancias de su madre, la hija le lee unas memorias que recogen las andanzas de Benjamin Button, y a medida que transcurra el metraje sabremos de los lazos que unen a ambas historias.

Adaptación de un relato corto de Francis Scott Fitzgerald, es de esos casos en que la película está a la altura del original, si no lo supera ampliamente, aunque sólo sea por la ventaja de su mayor ambición artística, se aumenta el tamaño del lienzo donde se pinta la narración, por así decir.


Obviamente, la trama es muy original, pero difícil de trasladar a la pantalla. Y lo increíble es que, tanto el guión de la película -donde los intereses de Roth parecen conectar con los de su libreto de Forrest Gump-, como la puesta en imágenes de David Fincher, logran el milagro de que aceptemos un planteamiento que exige suspender la incredulidad. Ayuda, claro está, el empaque de una producción de Frank Marshall y Kathleen Kennedy, que ya sorprendieron en 2007 apadrinando un título de la calidad de La escafandra y la mariposa. No sólo los efectos de maquillaje son soberbios, sino que el director a cargo del proyecto tiene una gran capacidad visual, da bien los saltos narrativos a los distintos escenarios, y hace un uso perfecto de ideas de guión como la del reloj que marcha hacia atrás, o la del tipo al que gusta contar las siete veces en que fue alcanzado por un rayo. La voz en off funciona y hay un completo acierto en el reparto, con un genial Brad Pitt bien respaldada por actrices como Cate Blanchett y Tilda Swinton.


El discurrir de toda una vida se convierte en una maravillosa parábola sobre el sentido de la la existencia, una reflexión sobre el paso del tiempo y las cosas a las que merece la pena dedicarlo. Abundan las peripecias en la narración, se tiene la sensación de ser testigo de cómo se van conformando la experiencia de una vida plena, que necesariamente no es perfecta, pero que ha valido la pena. De algún modo Fincher alcanza la meta que no supo hollar Francis Ford Coppola en Jack y Juventud sin juventud, dos títulos que exploran estos mismos temas. De un modo singular lo logra en la historia romántica, primero con las experiencias iniciáticas que avergüenzan y sin futuro -la "primera vez" en un prostíbulo, el primer enamoramiento, de una mujer casada...-, para dar paso, sí, al encuentro con el amor verdadero, que si ya es complicado mantener en circunstancias normales, aquí resulta más frágil y elusivo, exige incluso una mayor responsabilidad. La idea de cambiar el paso ordinario en la evolución de una relación conyugal sirve para subrayar los pilares sobre los que se sustenta, ese amor que debe ser cultivado, esa prole que es un tesoro increíble, el espíritu de sacrificio, tantas pequeñas cosas que, si se descuidan, pueden conducir a equívocos y suspicacias. Una mirada más directa a la trascendencia habría redondeado una magnífica película, que en este terreno prefiere mantenerse en un segundo plano, aunque no se eluda el tema en la naturalidad con que los personajes rezan.

TRAILER

On the day that Hurricane Katrina hits New Orleans, elderly Daisy Williams (nee Fuller) is on her deathbed in a New Orleans hospital. At her side is her adult daughter, Caroline. Daisy asks Caroline to read to her aloud the diary of Daisy's lifelong friend, Benjamin Button. Benjamin's diary recounts his entire extraordinary life, the primary unusual aspect of which was his aging backwards, being diagnosed with several aging diseases at birth and thus given little chance of survival, but who does survive and gets younger with time. Abandoned by his biological father, Thomas Button, after Benjamin's biological mother died in childbirth, Benjamin was raised by Queenie, a black woman and caregiver at a seniors home. Daisy's grandmother was a resident at that home, which is where she first met Benjamin. Although separated through the years, Daisy and Benjamin remain in contact throughout their lives, reconnecting in their forties when in age they finally match up. Some of the revelations in Benjamin's diary are difficult for Caroline to read, especially as it relates to the time past this reconnection between Benjamin and Daisy, when Daisy gets older and Benjamin grows younger into his childhood years.

"Un logro histórico, una magistral obra de cine." (Anne Thompson: Variety)

"Una exuberante y romántica flor de invernadero, una película que comparte sólo el título y su premisa central con su fuente literaria. (...) Pero, por encima de todo, es un triunfo de la técnica." (A. O. Scott: The New York Times)

"Un film espléndidamente realizado sobre la base de una premisa profundamente equivocada. (...) La premisa de la película devalúa cualquier relación, hace fútil toda amistad o romance." (Roger Ebert: Chicago Sun-Times)

"Benjamin Button es toda ella una obra visionaria, y su visión te alimenta el alma." (Joe Morgenstern: The Wall Street Journal)

"Estéticamente es asombrosa. Y durante la primera hora, cuando la historia y los efectos especiales se funden como amantes, es incluso mejor. (...) Button se mete en nuestra cabeza, eso seguro. Pero, lamentablemente, nosotros nunca nos metemos en la suya." (Peter Travers: Rolling Stone)

"Vean 'Benjamin Button'; simplemente no traten de adivinar su edad. (...) una película ambiciosa aunque con fallos, es también lírica y melancólica." (Claudia Puig: USA Today)

"Los múltiples placeres de esta película vienen dados en una serie de pequeños paquetes, y cada uno tiene dentro un tratamiento tan enriquecedor como inesperado." (Richard Corliss: Time)

"Confirma al David Fincher pos-Zodiac como visionario en completo dominio de la caligrafía de la obra maestra (...) parece haber invertido una eternidad en perfeccionar cada plano con la excelencia como único destino posible (...) Colosal" (Jordi Costa: Diario El País)

"Técnicamente insuperable (...) una idea preciosa y terrible (...) una historia inenarrable y extraordinaria." (E. Rodríguez Marchante: Diario ABC)

"Lo que deslumbra de verdad es el maravilloso fluir de la narración, el hipnótico poder de las historias bien contadas (...) Lo mejor: la poderosa naturalidad del relato." (Alberto Bermejo: Diario El Mundo)

"Una conmovedora reflexión sobre lo implacable del paso del tiempo, una meditación sobre la mortalidad (...) predestinada a ser un clásico." (Sergi Sánchez: Fotogramas)

Dirección: David Fincher. Interpretes: Brad Pitt (Benjamin Button), Cate Blanchett (Daisy), Taraji P. Henson (Queenie), Julia Ormond (Caroline), Jason Flemyng (Thomas Button), Elias Koteas (Sr. Gateau), Tilda Swinton (Elizabeth Abbott), Jared Harris (capitán Mike), Elle Fanning (Daisy con 6 años), Mahershalhashbaz Ali (Tizzy), Joeanna Sayler (Caroline Button). Guión: Eric Roth; basado en un argumento de Eric Roth y Robin Swicord; sobre un relato de F. Scott Fitzgerald. Música: Alexandre Desplat. Fotografía: Claudio Miranda. Título Original: The curious case of Benjamin Button. País: USA. Año: 2008. Duración: 166 min. Género: Drama romántico.

1 comentario:

Mariana Hernández dijo...

La verdad es que de las poca películas donde Brad Pitt actúa muy bien y Jared Harris nunca decepciona es genial donde sea.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...