Estamos en proceso de actualización de nuestros contenidos

domingo, 26 de junio de 2011

La Fuente de la Vida

El film arranca en la América de los conquistadores españoles, donde un grupo de exploradores cae en una emboscada de los nativos, y el líder de los hispanos trata de huir subiendo la larga escalinata de una pirámide maya. Esto convive con las escenas de un tipo calvo, el doctor Tom Creo (Hugh Jackman) flotando por el espacio como si de un buda feliz se tratara, y con este mismo doctor investigando un tratamiento contra los tumores de cáncer en un mono. Al fin averiguamos que la mujer del doctor, su muy amada y dulce Izzie (Rachel Weisz), está enferma, y que Tom está obsesionado con encontrar un remedio a su mal; mientras que Izzie se dedica en sus ratos libres a escribir un libro, "La fuente de la vida", situado en la España de los conquistadores, a modo de parábola de los esfuerzos investigadores y románticos de su marido.


Es ésta una de esas películas que se aman o se odian, resulta difícil mantener un término medio. Cierto es que el cine de Darren Aronofsky se caracteriza por su hermetismo (Pi, Réquiem por un sueño), pero es que en esta ocasión el cineasta neoyorquino da un triple salto mortal con tirabuzón en lo que a rarezas y extravagancias se refiere.
Una vez entregadas todas las piezas del puzzle, y más o menos reconocidas por el espectador, según su capacidad de aguante, tenemos un cuento apasionadamente romántico, muy cuidado en el aspecto visual, pero que se hace eterno -el final remite a 2001: una odisea del espacio-, y que en ocasiones se mueve entre lo empalagoso y lo risible. Hugh Jackman y Rachel Weisz son dos grandes actores, y Darren Aronofsky sabe rodar, pero el conjunto resulta excesivo. Tampoco es muy afortunada la alegoría "española", con escenas absurdas de un inquisidor flagelándose, y una reina Isabel servida por un caballero, interpretados éstos también por Weisz y Jackman; habría sido más inteligente inventarse un reino imaginario, en vez de mostrar España como un exótico país sobre el que Aronofsky exhibe una preocupante ignorancia.

Three stories - one each from the past, present, and future - about men in pursuit of eternity with their love. A conquistador in Mayan country searches for the tree of life to free his captive queen; a medical researcher, working with various trees, looks for a cure that will save his dying wife; a space traveler, traveling with an aged tree encapsulated within a bubble, moves toward a dying star that's wrapped in a nebula; he seeks eternity with his love. The stories intersect and parallel; the quests fail and succeed.

"Un engendro. (...) Consigue que me desenamore de Rachel Weisz" 
(Carlos Boyero: Diario El Mundo)

"Una película desigual, quebrada como un 'skyline' (...) lo 'zen' se levanta tan de uñas, se engalla tanto, que acaba, con perdón, dando un poco de risa." 
(E. Rodríguez Marchante: Diario ABC)

"Artificio que asfixia su propia verdad. La forma, en este caso, crucifica un poderoso mensaje." 
(Jordi Costa: Diario El País)

Director: Darren Aronofsky
Intérpretes: Hugh Jackman, Rachel Weisz, Ellen Burstyn, Mark Margolis, Stephen McHattie, Fernando Hernandez, Cliff Curtis, Sean Patrick Thomas, Ethan Suplee
Guión: Darren Aronofsky
Música: Clint Mansell
Fotografía: Matthew Libatique
Título Origiinal: The Fountain
Año: 2006
Duración: 96 min.
Género: Ciencia ficción, Drama, Fantástico, Romántico

No hay comentarios:

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...